¿Será Alfaro el fin de Movimiento Ciudadano?

Como un político libre se denomina gobernador Enrique Alfaro
537
0 0

Enrique Alfaro tiene dos vías después del respaldo de los emecistas jaliscienses, cumplir su palabra de dejar la política o unirse con la oposición

Hace semanas, el gobernador de Jalisco, Enrique Alfaro anunció su decisión de no participar en el proceso interno de su partido, Movimiento Ciudadano, para definir a quien será la candidata o el candidato a la presidencia de la República, y aunque en el video que compartió en redes sociales trató de mostrarse muy convencido y hasta se dijo orgulloso de haber logrado ser gobernador, siempre hubo mucho más detrás.

Desde mucho antes,  cuando Alfaro Ramírez sí mostraba interés en ser candidato presidencial ya se veían las primeras diferencias con el dirigente nacional Dante Delgado por el rumbo que estaba tomando el partido y las decisiones que suelen tomarse desde el centro del país.

El mandatario jalisciense, en este y en otros ámbitos, siempre ha reclamado lo que llama el centralismo mexicano, el hecho de que la gran mayoría de las decisiones y las más importantes se tomen desde la capital de la República y dejen de lado o en segundo lugar a los estados.

La relación de Enrique Alfaro con Movimiento Ciudadano fue benéfica para ambas partes, logró comenzar su carrera política ganando la presidencia municipal de Tlajomulco de Zúñiga, y el partido que venía de morir como Convergencia hace 12 años tomaba nuevos aires.

A más de una década el escenario de ambas partes es complicado, al gobernador le quedan dos salidas, cumplir lo que ha dicho de retirarse de la política, enfocarse en otros proyectos, incluso irse a otros país, o unirse a otros partidos, en particular a los integrantes de la alianza opositora.

El mandatario no ha ocultado sus simpatías e incluso amistad con políticos de otros partidos, por ejemplo, en la reciente vista de Xóchitl Gálvez incluso la llamó una mujer valiente, postura muy distinta a la de su presidente Dante Delgado que insiste en que MC no necesita ir en alianza con el resto de los partidos.

Movimiento Ciudadano es un partido que debe su fortaleza sobre todo al estado de Jalisco, donde tiene el gobierno del estado, las principales presidencias municipales, mayoría en el Congreso local y la mayor parte de los curules federales, situación similar en Nuevo León, es decir, los dos estados más importantes del país solo detrás de la Ciudad de México.

Pero en política nunca es conveniente confiarse, y si Dante Delgado piensa que no pueden perder su registro como partido está muy equivocado, una eventual desbandada de políticos jaliscienses podría afectar y causar un golpe irreparable en las elecciones del 2024.

La historia aún no termina de escribirse, habrá que esperar a ver si realmente Enrique Alfaro renuncia a la política o se une al bloque opositor, o si la dirigencia de MC resiente la sacudida desde Jalisco y se abre a escuchar lo que sus integrantes le están pidiendo.

Lo cierto es que cuando un partido político decide quiénes serán sus candidatos desde su dirigencia en la Ciudad de México sin tomar en cuenta las circunstancias particulares en cada entidad, es muy probable que pierda las elecciones porque los ciudadanos los sienten lejanos y ajenos a sus intereses.

Happy
Happy
0 %
Sad
Sad
0 %
Excited
Excited
0 %
Sleepy
Sleepy
0 %
Angry
Angry
0 %
Surprise
Surprise
0 %

Average Rating

5 Star
0%
4 Star
0%
3 Star
0%
2 Star
0%
1 Star
0%

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

MÁS POPULARES